Retiro de Confirmación

El pasado viernes 23 de mayo, Adrián, María, Laura, Christian, Jessica, Antoni, Mishell, Astrid, Adrián, Shirley y Carlos han disfrutado de un retiro de Confirmación en el que se han preparado espiritualmente para poder celebrar, de forma consciente, plena y activa, el sacramento de la Confirmación.

Todos participaron activamente en este retiro haciendo oración personal e interiorizando en lo que saben, conocen y viven de su fe, escuchando y poniendo en común temas de actualidad de relevante importancia para la sociedad –y especialmente para los cristianos– y tuvieron la oportunidad de conocerse un poco mejor.

En el Templo se compartió también, junto a sus familias, de un rato de oración y se celebró el sacramento de la Penitencia.

Por último –y no menos importante– compartieron con el padre César y su catequista Asun, una exquisita cena que prepararon las mamás… y los papás.

La valoración de estos jóvenes sobre el retiro es muy positivo. He aquí algunas de sus opiniones:

— “Me ha gustado mucho éste retiro, he conocido un poco más a mis compañeros; y hemos hablado del camino que ya hemos recorrido junto a Jesús y que a partir de ahora nosotros daremos testimonio de fe con la ayuda del Espíritu Santo.”

 

— “Este retiro me ha parecido muy interesante, César nos ha abierto los ojos, con sus ejemplos, de la sociedad de hoy en día para los jóvenes como nosotros y nos ha enseñado que no hay que dejarse llevar por las tentaciones (sabiduría de éste mundo), sino seguir siempre el camino de Jesús (sabiduría divina).”

 

— “Me han gustado bastantes cosas en este retiro, pero lo que me ha quedado muy claro es que hay que mantenerse firmes en la Verdad, seguir el camino de Dios y prepararnos, purificarnos y limpiarnos espiritualmente para el sacramento de la Confirmación.”

A todos ellos les deseamos que, con la ayuda del Espíritu Santo, se transformen en nuevos apóstoles, que hagan de Jesús el valor fundamental de su existencia y den testimonio de ello en su vida.